sábado, 13 de octubre de 2012

Hijo

La esperanza I. Gustav Klimt 1903

División celular es el proceso
por el que estás llegando a mí, criatura;
cálculo exponencial, tu alma futura
que llena la matriz de un solo beso.

Y percibo tu baile azul –travieso
recital en el amnios– que perdura:
eres un nadador de luz segura
y cierta. No me importa ya más que eso.

Eres parte en mis hechos cotidianos,
la voz de mi escritura y mi memoria.
No lo imaginé, nadie me lo dijo.

Mis manos necesitan ya tus manos.
Sólo quiero abrazar tu alma y tu historia...
Nada me importa más: llamarte
                                                    "hijo".


Ana Isabel Trigo Cáceres
diciembre 2010 / 5º mes de gestación

No hay comentarios:

Publicar un comentario